La empresa promotora del Clúster Ejulve, Forestalia, está presentando a trámite diferentes proyectos que en realidad son fragmentos de uno mayor, un macroproyecto eólico en el que correspondería al menos incluir las centrales eólicas Guadalopillo I, Guadalopillo II, Tosquilla, Majalinos I y Bailador, así como la central Íberos. También se proyecta una línea de alta tensión para futuras centrales a ubicar en esta misma zona.

Poligonales de las centrales eólicas en tramitación (en naranja) evidencian el proyecto fraccionado. En verde-azulado, ZEPA. Fuente idearagon.

De la imagen anterior se desprende que son partes de un solo proyecto. Las poligonales lindan unas con otras, evacuan de forma conjunta y están promovidas por sociedades creadas por la misma empresa o grupo empresarial.  Pero se han presentado de forma fraccionada en varios proyectos de 49,5MW para que sean tramitados por el Gobierno de Aragón

Una de las razones del fraccionamiento la encontramos en la disminución artificiosa del impacto ambiental – ya que al estudiar de forma aislada cada proyecto se disminuye el impacto ambiental de la misma-. Pero consideramos que, sobre todo, es una estrategia dirigida a conseguir una tramitación desde la administración autonómica y no desde la estatal. Y es que, aunque la norma ambiental es la misma, el instituto aragonés de gestión ambiental (INAGA) ha demostrado tener manga ancha y ser laxo en las exigencias de cumplimiento de la misma. 

NO SE GARANTIZA LA PARTICPACIÓN CIUDADANA.

Desde el momento en que han salido 5 proyectos (4 centrales y 1 LAAT) prácticamente a la vez y sólo 1 mes de plazo (ni siquiera 30 días hábiles), difícilmente da tiempo a analizar todos en detalle.

LOS ESTUDIOS AMBIENTALES INCUMPLEN LAS EXIGENCIAS LEGALES.

El hecho de que sea la empresa la que informe sobre los impactos de su proyecto podría invitar a que el promotor “olvide” comentar alguna afección o “rebaje” el grado de las que presenta, faltas importantes que se han detectado en diferentes proyectos de Forestalia: no sólo hay omisión y falta de rigor en los Estudios, sino que éstos son descarados, tal y como se denuncia más adelante y en las alegaciones presentadas por la Plataforma.

Visto el beneplácito del INAGA con este tipo de instalaciones, la Plataforma está muy preocupada por con el resultado de este macroproyecto de Forestalia.

Aerogeneradores dentro del GEOPARQUE

Todas las centrales eólicas se proyectan dentro del Geoparque del Maestrazgo, una figura de protección del patrimonio geológico declarado por la UNESCO y considerado como “área protegida por Instrumentos internacionales” según la Ley 42/2007 de Patrimonio Natural y de la Biodiversidad. Este hecho obliga a que se considere la afección a este espacio protegido; pero resulta que en varios proyectos, el Estudio de Impacto Ambiental presentado no reconoce la existencia del Geoparque; solamente esta omisión este debiera ser motivo suficiente para generar una Declaración de Impacto negativa.

AFECCIONES A LAS ACTIVIDADES DE DISFRUTE DE NATURALEZA Y SOCIOECONÓMICAS DE LA ZONA

Una notable actividad turística basada principalmente en su patrimonio natural y cultural ha motivado la inclusión de Molinos en la Asociación de Cuevas de España, por la importancia de la Cueva de las Graderas que es visitada por cerca de 30.000 personas en sus mejores años y por la Silent Route que atraviesa Ejulve y ha dado dinamismo a varios pueblos unidos por esta ruta,  en los últimos años.

Los aerogeneradores acompañarían a escasos metros buena parte del trazado del GR8, considerado Sendero turístico de Interés Autonómico por estar dentro del Parque Cultural del Maestrazgo y donde uno de los principales atractivos es la riqueza de su entorno natural y sus exuberantes paisajes. La afección paisajística  supondría una importante merma del interés turístico y paisajístico de este sendero que cruza la provincia de Teruel de norte a sur.

También se registran afecciones al sendero PR-TE 10 / PR-TE 81 Estrechos de Vallore / Pasarelas de Montoro y mirador de Valloré, recientemente marcados.

Así mismo, afectan al proyecto Espacio de Interpretación del Territorio Masías de Ejulve. Alguna central se sitúa en las inmediaciones de los Órganos de Montoro, monumento natural cuyo paisaje, de gran atractivo, quedaría notablemente afectado.

El EsIA también olvida la afección que supondrá para la agricultura y la ganadería extensiva aún presente en el territorio, ambas verán reducida su superficie y condicionado su manejo. Recordemos que este suelo ocupado pasaría a ser suelo industrial.

Todos estos impactos socioeconómicos negativos y otros no son contemplados en absoluto en el análisis, y constituyen otra gran laguna que resta credibilidad al EsIA.

AFECCIONES A LA BIODIVERSIDAD.

La zona que abarca la Sierra de Majalinos y la Sierra del Caballo alberga  18 de las 28 especies de quirópteros que habitan en la península. Asimismo, presenta elevada cantidad de refugios de reconocida importancia bajo el punto de vista científico para estas especies. Citamos por ejemplo la conocida Cueva de Baticambras, que forma parte de las Grutas de Cristal de Molinos, considerada como un refugio de invierno de interés nacional para ciertas especies de murciélagos y por ello incluida en la Red Natura 2000 .

AVES

La zona afectada destaca por la presencia de abundante avifauna catalogada. El conjunto del macroparque eólico se encuentra justo en medio y a poca distancia de dos zonas protegidas por la Red Natura 2000 considerados Zonas de Especial Protección para las Aves: la  ZEPA Río Guadalope-Maestrazgo y la ZEPA Desfiladeros del Río Martín, así como la IBA (Áreas Importantes para la Conservación de las Aves y la Biodiversidad en España) Lomas de Ejulve y Molinos que alberga una importante población de Alondra ricotí, especie  en grave regresión, y donde se ha proyectado la poligonal de la central eólica Tosquilla.  Entre estas áreas hay un constante intercambio de individuos, identificándose corredores verdes de vital importancia para la supervivencia de las especies, detalle que el estudio presentado por la empresa promotora no ha tenido en cuenta.

Destaca la presencia en el territorio de aves de importancia comunitaria, muchas de ellas recogidas por el Catálogo Español de Especies Amenazadas. Citamos rapaces en peligro de extinción como el Quebrantahuesos, el Águila- azor perdicera y Milano real ; otras catalogadas como vulnerables como el Alimoche, aves esteparias como la Alondra ricotí, Ganga ibérica, Ganga ortega y Sisón común entre otras.

Por otra parte, todo el entorno de Majalinos y la Sierra del Caballo donde se pretenden ubicar los aerogeneradores son pasillos migratorios aprovechados por aves como el Halcón abejero, Milano negro, o el Águila culebrera; aunque también habría que citar a algunas más comunes no por ello menos importantes como, las golondrinas, aviones y vencejos, todas ellas muy importantes para el control de plagas y mosquitos.

El Estudio de Impacto que presenta la empresa promotora no se realiza siguiendo los criterios que impone el Ministerio, pues exige un estudio de un año completo y este reconoce haber sido realizado en 6 meses y no realiza estudios rigurosos ni siquiera incluye todas las referencias de protección de la zona. Así se demuestra con la omisión de la presencia del Quebrantahuesos más allá de su plan de recuperación.

Además, hay otras afecciones a la Red Natura 2000. La ocupación de varios Hábitat de Interés Comunitario para la apertura de caminos e instalación de apoyos, entrando en la contradicción que las zonas situadas bajo la línea de alta tensión entrarían a pasar a formar parte de la servidumbre de la misma, en cumplimiento de la normativa eléctrica y deberá ser desprovista de toda vegetación arbórea y arbustiva existente. Curiosamente el Estudio vuelve a olvidar hacer referencia a estas afecciones.

Por último, queremos denunciar el “castigo” que la empresa Forestalia pretende aplicar a los municipios que no aceptan sus planteamientos. Si hace unos meses los Ayuntamientos de los municipios de La Zoma y de Cañizar del Olivar se mostraban contrarios a que Forestalia ubicara a pocos metros de las casas de sus pueblos este tipo de instalaciones, la respuesta de Forestalia es colocarlos justo en los límites, pero fuera del municipio, causando una grave afección pero sin compensación económica. Este es el modus operandi y la forma de avisar a otros municipios para que cuando no quieran esta invasión se lo piensen y no se quejen. Este tipo de actuaciones suponen una herramienta de coacción inadmisible y por ello urge una moratoria hasta que exista una ordenación del territorio real y en la que se incluya una compensación objetiva más allá de los límites municipales. Sobre estas prácticas impresentables se invita a la Federación Aragonesa de Municipios, Comarcas y Provincias (FAMCP), a la Diputación de Teruel y al propio Gobierno de Aragón a pronunciarse.

Movimientos de los Quebrantahuesos con radioseguimento del programa de reintroducción de la Tinença de Beniffasà sobre la ubicación del Plan eólico en el entorno de Majalinos. Fuente: EsIA Cluster del Maestrazgo-22 centrales eólicas, elaboración: Plataforma a Favor de los Paisajes de Teruel.

SINERGIAS CON OTRAS INSTALACIONES EN LA MISMA ZONA

Por otro lado, la ley indica valorar el impacto considerando otras infraestructuras en la zona, algo de especial importancia en este proyecto dada la proximidad de otras centrales eólicas, algunas en funcionamiento y otras en fase de evaluación, en zonas colindantes. Además de las del Clúster Ejulve que son:  Bailador,  Guadalopillo I, Guadalopilo II, Majalinos I y  Tosquilla, están en la misma zona muy cercanas las centrales eólicas Íberos, Hocino, Caballo I, Cabalo II, Bucéfalo, Templario, Karem, Candela, Persefone, Hestia, Erebo , Pasques, Tizona, El Puerto y la Loma así como las centrales eólicas ya en funcionamiento en el  término de Aliaga. Es decir, se deben tener en cuenta, además de las cinco centrales del proyecto, las posibles sinergias y efectos acumulativos con las 15 centrales eólicas más presentes en la zona, considerando sus 119 aerogeneradores además de estaciones eléctricas, torres y líneas de evacuación.

Importante revés para la identidad de los pueblos

Finalmente, todas estas afecciones a los valores naturales, a la biodiversidad, al paisaje, al patrimonio, suponen un importante revés para la identidad de los pueblos y sus modos de vida donde tradicionalmente ha convivido la naturaleza con las actividades turísticas, deportivas, o agroganaderas, todas ellas amenazadas por los macroproyectos eólicos.

Queremos apuntar aquí la necesidad de una planificación de desarrollo de renovables a escala autonómica, local y nacional, necesidad que se debería haber llevado a cabo, conforme a la normativa vigente, antes de proceder a la autorización masiva de estas infraestructuras. La necesidad de planificación es una medida de sentido común, de buena gobernanza y la forma de vehicular el principio constitucional del artículo 45 de la CE de hacer un uso racional de los recursos naturales y de los objetivos de la política europea de alcanzar “un elevado nivel de protección del medioambiente”, conforme al artículo 191 del Tratado de Funcionamiento.

Castellote, a 8 de noviembre de 2021

ACCEDE A LAS ALEGACIONES:

Share This